30.3.15

La emisión de un 'euro griego', una solución al cierre del grifo del BCE... o español, cuando nos toque

"(...)-La cuestión del dinero y la moneda es crucial. En Grecia, el miedo a salir del euro está impidiendo planteamientos más radicales. Y el miedo a un futuro fuera de la libra fue una de las razones utilizadas por los escoceses en su “no” al referéndum. Por tanto, para la izquierda dentro de Syriza, cualquier plan B tiene que incluir un plan concreto y convincente sobre una nueva moneda.

¿Qué piensa de la propuesta del Wolfgang Münchau en el Financial Times de introducir una moneda paralela, un instrumento de deuda emitida por el gobierno que pueda utilizarse con ciertos fines dentro del euro? Se refiere al escrito de Robert Parento y John Cochran, ambos economistas de USA, que proponían que el estado griego emitiera certificados de depósito - pagarés respaldados por futuras entradas fiscales.

Estos funcionarían como un mecanismo de cambio y serian fiables hasta el punto de que el estado los aceptaría como pagos de impuestos y promovería su circulación dando créditos fiscales al pago de impuestos en pagarés emitidos por el estado. 

¿Estás de acuerdo con Münchau en que esto podría ser una posible medida para acabar con la austeridad y seguir estando en el euro?

-También argumenté en ese libro algo similar, que es la emisión de pagarés por parte del estado que circularían de manera obligada y podrían pagar impuestos, que es básicamente esa idea. Es una idea que ha surgido en diferentes formatos en muchas partes diferentes del mundo.

Sin embargo, no creo que eso pueda ser una respuesta a la austeridad a largo plazo. Eso son ilusiones. Como mucho, puede ser una medida suplementaria para crear liquidez mientras Grecia esté bajo la presión de quienes controlan el grifo de la liquidez – en otras palabras, el Sr Draghi y el BCE.

Un paso así, la circulación paralela, crearía inmediatamente problemas de equivalencia entre el euro real y el euro arbitrario creado por Grecia, porque se consideraría que el euro real tiene más valor que el otro y habrá un tipo de cambio entre los dos. 

Eso sería perjudicial para la circulación monetaria y para la moneda en general. No sería una solución sostenible. Sería solamente una medida provisional. Al final del todo, sería un parche que conduciría a la salida, básicamente. Hay que entenderlo así.

Por lo tanto, sí, estoy a favor de ello – de hecho es algo que el gobierno debería tomar seriamente en consideración como parte de su arsenal para las negociaciones de junio. Pero no hay que hacerse ilusiones pensando que esto podría ser algo permanente, una solución estable, porque no puede. (...)"             (Entrevista al diputado griego Costas Lapavitsas, Sebastian Budgen/Costas Lapavitsas , Jacobin, en Rebelión, 26/03/2015)

¿Sería mejor que España saliese del euro?

"(...) el  economista Roger Bootle, director ejecutivo de Capital Economics,  ha elaborado una guía para señalar los pasos que habría que dar para salir del euro sin demasiados problemas y sus consecuencias concretas. 

Un análisis que fue galardonado en 2012 con el Premio Wolfson y que concluye diciendo que, aunque tendría perdedores y ganadores, “el efecto neto global sería claramente positivo para el crecimiento futuro y la prosperidad de los actuales miembros y para el resto del mundo”.

 “Puede que la gente no esté de acuerdo sobre si es bueno abandonar el euro, pero la contribución del Premio Wolfson -dice Bootle- ha sido demostrar que puede llevarse a cabo”.

¿Qué pasaría si un país saliera del euro?

Como he dicho, quienes defienden el status quo europeo, es decir, los intereses de Alemania y los grandes capitales, suelen asociar la posible salida de un país del euro con todo tipo de males: hiperinflación, explosión de la deuda, empobrecimiento, quiebras bancarias… el desastre. (...)

Lo mismo que son muchos los economistas de prestigio que han denunciado el mal diseño del euro y sus consecuencias fatales (los premios Nobel Allais, Stiglitz, Krugman o Sen, por ejemplo) muchos otros han demostrado que salir de una unión monetaria no es necesariamente una tragedia sino incluso más bien lo contrario.

El economista Jonathan Tepper ha estudiado 69 rupturas de uniones monetarias producidas en los últimos cien años y ha comprobado que la mayoría de ellas se produjeron con baja volatilidad y rápidamente (A Primer on the Euro Breakup: Depart, Default, and Devalue as the Optimal Solution)

Según su análisis, cuando hubo bancos centrales que no financiaron inadecuadamente los déficits de los gobiernos, lo que vino después de la salida no fue alta inflación sino crecimiento económico y un impacto negativo agudo pero breve. Sobre los países de la periferia europea afirma que, aunque se trate de casos singulares, a la vista de la situación en la que se encuentran y de la experiencia histórica, dejar el euro sería una de las mejores cosas que les pueden suceder.  (...)

El economista francés Jacques Sapir afirma al concluir sus análisis sobre los posibles efectos de la salida del euro que decir que eso disminuiría un 30% el poder de compra, que doblaría la deuda o que produciría un empobrecimiento masivo solo es propio de ignorantes o de personas que saben lo que dicen pero que optan por jugar la carta del pánico entre la población para mantener sus intereses (Les conséquences d’une sortie de l’Euro).

Mi opinión es que una moneda única europea sería algo muy positivo pero solo si se diseña bien y va acompañada de la necesaria unión política. Pero me parece muy negativa, sobre todo para los países de la periferia como España, tal y como está constituida. Por eso consideré en su día un error que España entrase en el euro.

Hoy día creo que las cosas son más complicadas. No es lo mismo no entrar que salir, sobre todo, cuando se ha querido a propósito que salir conlleve un tremendo conflicto institucional. 

Me parece que ahora es obligado y más deseable luchar con decisión por cambiar las condiciones en que funciona el euro (algo que nunca ha hecho un gobierno español), recurriendo mientras tanto a fórmulas intermedias como la emisión de una moneda complementaria. Solo si esta vía es inútil creo que debiera plantearse (aunque siempre que se tuviera un gran apoyo social para dar ese paso y en ese caso sin miedo) abandonar el euro.

Pero es tanta la torpeza de las autoridades europeas y tan estrecha y egoísta la estrategia alemana que no se puede descartar que en cualquier momento estalle un conflicto económico o político en Europa que haga saltar el euro por los aires."        (Juan Torres López, 19/03/2015)

La trampa de la deuda... explicada en un vídeo





Hospital Marañón: “Hace poco una compañera tuvo que bajar a un chino de aquí al lado a comprar una fregona"

"El personal de limpieza del Hospital Universitario Gregorio Marañón de Madrid denuncia la falta de recursos humanos y materiales que desde hace meses dificulta el buen funcionamiento diario del centro sanitario.  (...)

Un grupo de trabajadoras acusa a la Subdirección de Gestión de Servicios Generales del centro de haber ido recortando las partidas destinadas a los materiales que se necesitan para cumplir con las tareas del día a día, que repercuten directamente en el bienestar de los pacientes, el propio mantenimiento del hospital y en la capacidad para evitar infecciones. “Falta de todo. 

En muchas habitaciones no hay papel higiénico ni jabón de manos a diario y tenemos que decirles a los pacientes que se lo compren ellos.  Faltan escobillas, fregonas y muchos utensilios sin los que no podemos trabajar en condiciones”, afirma una de las limpiadoras a este diario.


Las imágenes, por lo menos, muestran esta realidad. Escobillas partidas por la mitad, porta papeles rotos y deteriorados en los cuartos de baño, bolsas de basura que se acumulan en algunas salas… y un sinfín de carencias que las trabajadoras afirman haber notificado a sus superiores sin obtener respuesta.

 “Se lo hemos dicho al gerente, a la subdirección de Gestión, a nuestros jefes más cercanos, pero la situación no mejora”, cuentan a El Confidencial. Y no sólo eso: han escrito cartas al presidente y al consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, al ministro Alfonso Alonso e incluso a Mariano Rajoy. Y la presidencia del Gobierno sí contestó pero no aportó soluciones: 

 “Le recordamos que los departamentos ministeriales de la Administración General del Estado no pueden ejercer ninguna actuación sobre la cuestión planteada en su escrito, al carecer de competencias en materia de prestación sanitaria…”. Y continuaba: “En consecuencia nos permitimos sugerirle que se dirija a la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid”.

“Nosotras lo pasamos mal por los pacientes. Hay situaciones que son vergonzosas”, se quejan las auxiliares de hostelería. “Hace poco una compañera tuvo que bajar a un chino [un comercio] de aquí al lado a comprar una fregona para poder seguir trabajando porque no había bastantes para todas”, cuenta una de las limpiadoras de nivel 1 del grupo 5 del Gregorio Marañón. (...)

“Antes había unas personas dedicadas a limpiar las plantas del hospital y otras que se ocupaban estrictamente de las cocinas, los carros de la comida, el lavavajillas. Ahora hay menos y se ocupan de todo”, asegura una de las trabajadoras."             (El Confidencial, , El Confidencial, 30.03.2015)

Los chinos se van a cargar el dólar... y los rusos, y los brasileños

"Al parecer China no tiene previsto vivir más allá de un puñado de años en un orbe dominado por el dólar. Y es lógico. La dimensión de su economía sobrepasa la de la estadounidense, y ahora en la ecuación tocaría el momento del golpe a la hegemonía del llamado billete verde (...)

Aunque muchos coinciden en que la sustitución no ocurrirá de la noche a la mañana, el gigante asiático se ha estado preparando escrupulosa, prolijamente. Como apunta Reuters, si bien China se niega a revelar con exactitud el monto de sus reservas de oro, lo cierto es que resultan ciclópeas, y, por si no bastara, ha comprado una enorme porción de deuda de EE.UU. “Esto les da suficiente poder sobre nuestra moneda y nuestro sistema financiero”, dice Snyder… desconsoladamente.

De ahí que, señala Global Research News –en traducción de Germán Leyens para la digital Rebelión-, tras la reciente firma de un memórandum de entendimiento con el Banco Popular de la potencia emergente, el Bundesbank explicitara de epigramática manera: “El volumen de transacciones que pueden realizarse en la moneda china en centros financieros internacionales y alemanes está en proporción con la importancia de China en la economía global”.

Con la presencia reveladora del presidente Xi Jingping y la canciller Angela Merkel, fue confirmada la intención de que ambos bancos centrales cooperen en el clearing –“conjunto de acciones relacionadas con las transacciones entre ellos”- y de “apartarse de la hegemonía del dólar como moneda de pago y de reserva.” Algo de suma relevancia, porque aquí se trata de un acuerdo entre dos de los mayores exportadores del orbe, con un comercio bilateral de casi 200 mil millones de dólares en 2013.

Por qué el gigante asiático quiere desprenderse de la coyunda del dinero gringo, se preguntaría un desavisado. Global Research News se gasta la respuesta. A la altura de 2009, “la crisis financiera en EE.UU. causaba escalofríos en la espina dorsal del Gobierno chino, que hasta entonces había estado acumulando despreocupadamente montañas de papel estadounidense que repentinamente amenazó con evaporarse, como los valores de hipotecas respaldadas por Fannie Mae y Freddie Mac, que China había pensado que tenían algún valor cuando en realidad no lo tenían, por lo menos no hasta que China aplicó suficiente presión sobre la administración de Bush para que los garantizara y para que la Reserva Federal los comprara para inflar su valor”.

En aquel entonces, “China fue rescatada por el contribuyente estadounidense y la Reserva Federal, pero el episodio dio una lección al Gobierno: deshaceos del dólar. Y por lo tanto se ocupó del asunto, cuidadosa y sistemáticamente, paso a paso, pero de modo implacable, como dijo Xinhua, en una estrategia ‘por diversos flancos’ que incluía amplios acuerdos monetarios bilaterales país por país”.

Pero no solo la República Federal se acoge a la nueva sombrilla protectora. Rusia ha llegado a la salomónica conclusión de que, ante situaciones críticas, como las que se despliegan a causa de las sanciones que le han impuesto últimamente, ningún mejor garante que tratos con la segunda economía del planeta, en función de la estabilidad financiera y la liquidez adicional.

Ni cortos ni perezosos, Moscú y Beijing han convenido realizar pagos en sus divisas, por intermedio del VTB, segundo grupo de la Federación, que cuenta con el Estado en calidad de dueño de las más de las acciones, y con activos ascendentes a 270 mil millones, y el Banco de China, uno de los 20 señeros del planeta y el segundo prestamista de la potencia emergente, con más de dos billones de dólares y operaciones en una treintena de naciones de todo el orbe.

 En ese contexto, grandes corporaciones rusas han declarado que asumirán el yuan y otras monedas. Actualmente, el 75 por ciento de los negocios entre los socios se efectúa con el billete en decadencia.  (...)

Además, “los Gobiernos integrantes del BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) crearon un Banco de Desarrollo y una Reserva de Divisas que prevé la entrega de empréstitos y de capital para inversiones con la utilización de sus monedas nacionales. Se estima que las empresas públicas y privadas del BRICS, al alejarse del dólar, tendrán un ahorro del cuatro por ciento en cada una de sus actividades comerciales”.

Para mayor inri del Imperio, “importantes economías mundiales que disponen de un elevado Producto Interno Bruto (PIB) han firmado con Beijing convenios de intercambios sin el uso del dólar; entre estas, Japón, Rusia, Irán, Brasil, Corea del Sur, Australia, Argentina, Venezuela, Chile, Belarús, Pakistán. A esas también se unen Tailandia, Albania, Ecuador, Bolivia, Cuba y otras. La tercera economía del mundo, Japón, aparece como el quinto destino de las exportaciones chinas y en general es el tercer socio comercial del gigante asiático, con un intercambio anual de 400 mil millones de dólares”. (...)

Tomando en cuenta que en 2014 China sobrepasaba a Estados Unidos como principal importador de crudo, lo cual cambia la red general de suministro de hidrocarburos, y que en 2013 se erigió en el principal comprador de combustible a Arabia Saudita, “¿se dejará de hablar dentro de poco de petrodólares? Solo nos queda esperar”.

Eso sí: mientras esperamos, habrá que dejar sentado que, a todas luces, está ocurriendo una yuanización de la economía universal. Con una proporcional desdolarización. Los datos que lo prueban desbordarían con creces el espacio editorial. A vuelapluma acotemos que hasta el momento, y según la agencia EFE , “23 bancos han confirmado tener parte de sus reservas en yuanes, la mayoría de ellos de países que tienen fuertes relaciones comerciales con el gigante asiático (Australia, Japón, Corea del Sur o Malasia), pero también europeos (Austria, Noruega o Francia), latinoamericanos (Bolivia, Chile) y africanos (Kenia, Nigeria o Sudáfrica)”.  

(...) más yuanización es igual a más desdolarización. ¿El pronosticado reemplazo? De cumplirse la tendencia, hoy no; pero tampoco pasado mañana."           (Eduardo Montes de Oca , Rebelión, 30/03/2015)

Grecia no puede pagar sus deudas, so pena de sacrificar varias generaciones

"(...) Se le pueden dar todas las vueltas que se quiera, negociar hasta la exhaustividad y conseguir nuevos plazos y créditos para eternizar una solución desagradable, pero el enunciado del problema griego sigue siendo el mismo: este país no puede pagar sus deudas, so pena de sacrificar varias generaciones de helenos a unos niveles de pobreza y exclusión desconocidos en la Europa de hoy. 

Y ello es así porque las políticas adoptadas para ayudarles, o para crecer, han tenido como resultado el colapso de casi un tercio del tamaño de su economía, lo que no sucede habitualmente más que en periodos de guerra. (...)"           (   , El País, 15 MAR 2015)

El retorno de la desigualdad de hace 100 años a nuestras sociedades, está jibarizando las clases medias.

"(...) ¿Cuál es, en este inicio del siglo XXI, el problema en relación con las clases medias, el capitalismo y la democracia? Que el retorno de la desigualdad a nuestras sociedades está jibarizando las clases medias.

Estamos asistiendo a una nueva gilded age de la desigualdad como la que tuvo lugar hace 100 años. Una desigualdad que está polarizando nuestras sociedades entre un reducido grupo de superricos y una creciente masa de pobres que no tiene ninguna expectativa de mejora. 

 La influencia de los superricos en la política y, más en particular, en la política económica es muy intensa. Especialmente en Estados Unidos. Pero, a través de su ejemplo y liderazgo, también en el resto de los países europeos. De hecho, la economía está siendo gestionada por una élite superrica que gobierna en beneficio propio.

Lo ocurrido con los sistemas fiscales en las tres últimas décadas es buen ejemplo de este gobierno en beneficio propio. Han impuesto la agenda fiscal mínima y el recorte de los gastos sociales. Y han presionado para el reconocimiento legal de paraísos fiscales, hasta dentro de la propia Unión Europea.

¿Por qué nos debe preocupar esta polarización de la desigualdad? Quizá porque, como dijera el novelista norteamericano de principios del siglo pasado, Scott Fitzgerald, “los muy ricos son diferentes a usted y a mí“. Tienden a comportarse como apátridas, cosmopolitas, sin ningún compromiso con el resto de la sociedad. Y a defender una meritocracia heredada. (...)

Existe un creciente malestar social con la evolución de la desigualdad, los ingresos, los impuestos y la gestión de las políticas en todos los países desarrollados y emergentes. Y quienes con mayor intensidad están expresando ese malestar son las clases medias.

¿Nos debe preocupar este malestar? Pienso que sí. Entre otras razones, porque reduce la legitimación social en la que se apoya la economía de mercado y el propio sistema político vigente. Como señalé al principio, la legitimación que aportan las clases medias es esencial para el buen funcionamiento de la democracia. Parémonos en nuestro entorno más cercano. 

¿Quiénes son las bases sociales que están detrás del malestar político que impulsa el independentismo catalán? De acuerdo con un clarificador artículo de la socióloga Marina Subirats (“Una utopía disponible. La Catalunya independiente“, La Maleta de Portbou, número 6, 2014), las clases medias, especialmente las clases medias profesionales.

Aunque con expresiones políticas diferentes, también en el resto de España es ese malestar de las clases medias el que está emitiendo un grito de alarma. La rápida emergencia de nuevas fuerzas políticas como Podemos o Ciudadanos tiene mucho que ver con la búsqueda por las clases medias de nuevos instrumentos políticos que sean capaces de canalizar sus demandas y revertir la situación. (...)"                   (El malestar de las clases medias, de Antón Costas en La Vanguardia, en Caffe Reggio, 25/03/2015)

29.3.15

Varoufakis: Insté a los ciudadanos europeos a resistirse a que sus gobiernos intentasen transferirles pérdidas privadas (las de la banca alemana en Grecia)

"Cuando, a principios de 2010, el estado griego perdió su capacidad para pagar los intereses de su deuda a los bancos franceses, alemanes y griegos, hice campaña contra la petición del gobierno griego de un enorme nuevo préstamo a los contribuyentes europeos. ¿Por qué?

Me opuse a los prestamos de rescate de 2010 y 2012 de los contribuyentes alemanes y de otros europeos porque:

?    los nuevos préstamos no eran un plan de rescate para Grecia, sino una transferencia cínica de pérdidas de los libros de cuentas de los bancos privados a los débiles hombros de los más débiles de los ciudadanos griegos. (¿Cuántos de los contribuyentes europeos que acabaron contribuyendo a estos préstamos, sabía que más del 90% de los € 240 mil millones prestados a Grecia fueron a las instituciones financieras, no al estado griego o a sus ciudadanos?)

?    era obvio que, en el momento en que Grecia no pudiese pagar sus deudas, las condiciones de austeridad que acompañaban a los nuevos préstamos aplastarían los ingresos nominales de los griegos, haciendo que nuestra deuda fuese aún menos sostenible

?    la carga del 'rescate' sería, tarde o temprano, transferida a los contribuyentes europeos, alemanes y otros, una vez que los estrujados griegos no pudiesen sostener la montaña de deudas (porque los griegos adinerados ya habían enviado sus depósitos a Frankfurt, Londres, etc.)

?    engañar a los pueblos y los parlamentos presentando el rescate bancario como un acto de "solidaridad con Grecia” enfrentaría a los alemanes contra los griegos, los griegos contra los alemanes y, finalmente, a Europa contra sí misma.

En 2010 Grecia no debía ni un solo euro a los contribuyentes alemanes. No teníamos derecho a pedirles prestado, o a otros contribuyentes europeos, mientras nuestra deuda pública fuese insostenible. ¡Punto!

Esa era mi posición 'polémica' en 2010: en 2010, Grecia no debería haber pedido prestado ni un solo euro antes de comenzar un proceso de reestructuración de la deuda y haber dejado de pagar a sus acreedores del sector privado una parte de la deuda. 
Mucho antes del ‘rescate’ de mayo de 2010, insté a los ciudadanos europeos a resistirse a que sus gobiernos intentasen transferirles pérdidas privadas.

En vano, por supuesto. Esa transferencia se efectuó poco después [2] con el préstamo al Estado griego respaldado por los contribuyentes más grande de la historia económica, con unas condiciones de austeridad que han hecho que los griegos pierdan una cuarta parte de sus ingresos, haciendo imposible pagar las deudas privadas y públicas, y provocando una crisis humanitaria espantosa. (...)"          (De griegos y alemanes: Re-imaginar nuestro futuro compartido Yanis Varoufakis, en Sin Permiso, 22/03/2015)

4,2 millones de trabajadores españoles cobran menos de 900 euros al mes

"Algunas veces los datos hacen innecesaria la retórica. Atención: en España hay 1,4 millones de trabajadores por cuenta ajena que tienen una retribución anual de menos de 5.000 euros que, distribuidos en doce nóminas mensuales y dos pagas extras (el formato más habitual en nuestro país), equivale a una nómina mensual de 355 euros brutos…

¿Sorprendido? Sigamos: los 1,4 millones de personas asalariadas que están en el segundo tramo de ingresos más bajos tiene de salario medio bruto 696 euros.

Detengámonos un momento. Resulta que la suma de los dos colectivos de asalariados más desfavorecidos agrupa a 2,8 millones de personas, el 20% del total, cantidad que delimita la primera definición de la pobreza laboral. Esto es, 1 de cada 5 personas que trabaja por cuenta ajena en España cobra menos de 700 euros brutos en 14 pagas.

Podemos seguir sumando: 4,2 millones de asalariados, el 30% del total, tienen una nómina mensual que no alcanza los 950 euros brutos. “En realidad, en términos netos -dice el Informe sobre Pobreza y Desigualdad Salarial que ha elaborado CCOO-, el salario es bastante menor, porque aunque en la mayoría de los casos estos ingresos no tributan en el IRPF, sí que cotizan a la Seguridad Social, de forma que el salario recibido directamente por 4.242.780 personas no supera los 900 euros netos mensuales”.

El informe de CCOO contextualiza estas bochornosas cifras: “La pérdida salarial de los que menos ganan multiplica por seis veces la de los que más ganan. Las 1.414.260 personas asalariadas que están en el úl­timo tramo salarial no solo son pobres, sino que cada vez son más pobres porque en tres años han perdido casi uno de cada cuatro euros de su salario real”. Interesante.  (...)"             (Pascual García, Cuarto Poder, 26/03/2015)

Mas destinará a medicamentos un 29% menos que el año pasado

"(...) El representante de la patronal ha lamentado que el Servicio Catalán de la Salud (CatSalut) tiene presupuestado para este 2015 un 28,6% menos de la cantidad que se gastó el año pasado en gasto farmacéutico. Añadiendo que este recorte se aplica a la vez que aparecen medicamentos avanzados -y caros- para el tratamiento de enfermedades como la hepatitis C. (...)

El representante autonómico le ha respondido argumentando que la situación económica de la Generalidad es "complicada", y ha sostenido que el CatSalut intenta proporcionar los nuevos fármacos "a todos los pacientes que lo necesiten". Pero matizando que, ante un nuevo tratamiento, la Generalidad se plantea siempre "para qué pacientes está indicado, qué resultados ofrece y de qué modo se va a pagar"."          (Crónica Global, 25/03/2015)

Graves negligencias con 15 niños derivados del SESCAM a una clínica privada de Madrid

"La decisión del Gobierno regional de derivar a usuarios de la sanidad pública castellano-manchega hacia clínicas privadas ha traído nefastas consecuencias para al menos 15 niños de la región. 

Un grupo de padres de Albacete y Cuenca han denunciado posibles negligencias médicas cometidas en la clínica privada La Milagrosa de Madrid, a las que estos pequeños fueron derivados por el SESCAM para operarles de fimosis o hernias umbilicales.

La información la ha hecho pública esta mañana la Cadena Ser de Albacete, detallando que de los 15 casos producidos, 10 fueron el 15 de diciembre y cinco más el 5 de enero. Eldiario.es/clm se ha puesto en contacto con Aurora, una de las madres afectadas y portavoz de las familias, residente en Albacete, quien ha explicado su "terrible" situación y ha puntualizado que algunas de estas intervenciones tienen ahora que repetirse.

Según el relato de Aurora, su hijo, de cinco años, llevaba dos años en listas de espera para una operación de fimosis, cuando finalmente les llamaron para ofrecerles la posibilidad de operarle en el Hospital La Milagrosa de Madrid. 

En principio no estuvieron de acuerdo, debido a que se trataba de 400 kilómetros entre la ida y la vuelta en el mismo día, y con una anestesia general. Pero finalmente cedieron al garantizarles que no había ningún riesgo al respecto.

Al llegar a la clínica madrileña, se encontraron con que había allí más casos de intervenciones similares derivadas desde Castilla-La Mancha. “Todos en un pasillo, sentados en el suelo”, describe Aurora. Aunque lo peor vino después. “Empezaron a hacer las intervenciones, y los niños comenzaron a salir descompuestos, llorando, gritando y en una situación horrible; parecía aquello la cámara de gas”. 

En el caso concreto de su hijo, salió de la operación despierto de una anestesia general, “con muchísimo dolor y gritando”. Es más, decidieron no regresar a Albacete y pasar la noche en un hotel a 50 metros de la clínica.

Al regresar a la capital albaceteña, acudieron rápidamente al pediatra, quien mostró su asombro por la “mala operación” que le habían realizado y “ni siquiera se atrevió a quitarle los puntos”. Derivado a las urgencias del Hospital del Albacete, allí les comunicaron que el niño tiene un testículo “estrangulado” en la ingle y que no merece la pena volver a intervenirlo, por lo que “lo más seguro es que se lo extirpen”.

Ley Mordaza. Catálogo de conductas prohibidas: 44 acciones que te costarán una multa

"(...) estas son las 44 razones por las que alguien podría ser sancionado con multas que van desde los 100 euros hasta los 600.000 siempre que no sea delito. 

4 faltas muy graves: entre 30.001 y 600.000 euros
  • Manifestaciones no comunicadas o prohibidas ante infraestructuras críticas.
  • Fabricar, almacenar o usar armas o explosivos incumpliendo la normativa o careciendo de la autorización necesaria o excediendo los límites autorizados.
  • Celebrar espectáculos públicos quebrantando la prohibición ordenada por la autoridad correspondiente por razones de seguridad pública.
  • Proyectar haces de luz sobre los pilotos o conductores de medios de transporte que puedan deslumbrarles o distraer su atención y provocar accidentes.
23 faltas graves: entre 601 y 30.000 euros
  • Perturbar la seguridad ciudadana en actos públicos, espectáculos deportivos o culturales, solemnidades y oficios religiosos u otras reuniones a las que asistan numerosas personas.
  • La perturbación grave de la seguridad ciudadana en manifestaciones frente al Congreso, el Senado y asambleas autonómicas aunque no estuvieran reunidas.
  • Causar desórdenes en la calle u obstaculizarla con barricadas.
  • Impedir a cualquier autoridad el ejercicio legítimo de sus funciones en el cumplimiento de resoluciones administrativas o judiciales. Este punto sancionaría, por ejemplo, las concentraciones para impedir la ejecución de desahucios.
  • Las acciones y omisiones que impidan u obstaculicen el funcionamiento de los servicios de emergencia.
  • La desobediencia o la resistencia a la autoridad así como la negativa a identificarse a requerimiento de la autoridad o de sus agentes.
  • Negarse a disolver reuniones y manifestaciones en lugares de tránsito público cuando lo ordenen las autoridades competentes cuando concurran los supuestos del artículo 5 de la Ley Reguladora del Derecho de Reunión. Entre estos supuestos se encuentra "cuando se produzcan alteraciones del orden público con peligro para personas o bienes" por lo que podría emplearse esta infracción para sancionar los llamados escraches.
  • Perturbar el desarrollo de una manifestación lícita.
  • La intrusión en infraestructuras críticas (que prestan servicios esenciales para la comunidad) incluyendo su sobrevuelo, cuando se haya producido una interferencia grave en su funcionamiento.
  • Portar armas prohibidas o portar o usar armas de modo negligente y temerario o fuera de los lugares habilitados para ello.
  • Solicitar y disfrutar (por parte del demandante) de servicios sexuales en zonas de tránsito público, cerca de lugares destinados a su uso por menores (colegios, parques...) o en zonas que pueda generar un riesgo para la seguridad vial.
  • Fabricar, almacenar o usar armas reglamentarias o explosivos sin autorización así como la omisión o falta de eficacia de las medidas de seguridad o precauciones que resulten obligatorias.
  • Negarse a las inspecciones en fábricas, locales, establecimientos, embarcaciones y aeronaves.
  • El uso público e indebido de uniformes, insignias o condecoraciones oficiales, o réplicas de los mismos del equipamiento de los cuerpos policiales o de los servicios de emergencia que puedan generar engaño.
  • No colaborar con las Fuerzas de Seguridad en la averiguación de delitos o en la prevención de acciones que puedan poner en riesgo la seguridad ciudadana.
  • El consumo o la tenencia ilícitos de drogas, aunque no estuvieran destinadas al tráfico, en lugares públicos, así como el abandono de los instrumentos empleados para ello.
  • El traslado de personas, con cualquier tipo de vehículo, con el objeto de facilitar a éstas el acceso a drogas (las cundas).
  • Plantar y cultivar drogas en lugares visibles al público.
  • La tolerancia del consumo ilegal o el tráfico de drogas en locales o la falta de diligencia en orden a impedirlos por parte de los propietarios.
  • La carencia de los registros previstos en esta ley para las actividades con trascendencia para la seguridad ciudadana o la omisión de comunicaciones obligatorias.
  • Dar datos falsos para la obtención de las documentaciones previstas en esta Ley.
  • Incumplir las restricciones a la navegación reglamentariamente impuestas a las embarcaciones de alta velocidad y aeronaves ligeras.
  • El uso no autorizado de imágenes o datos personales o profesionales de autoridades o miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad que pueda poner en peligro la seguridad personal o familiar de los agentes, de las instalaciones protegidas o en riesgo el éxito de una operación, con respeto al derecho fundamental a la información.
17 faltas leves: entre 100 y 600 euros
  • La celebración de manifestaciones sin comunicar a las autoridades, cuya responsabilidad corresponderá a los organizadores.
  • Exhibir de objetos peligrosos para la vida e integridad física de las personas con ánimo intimidatorio.
  • Incumplir las restricciones de circulación peatonal o itinerario con ocasión de un acto público cuando provoquen alteraciones menores en el normal desarrollo.
  • Las faltas de respeto y consideración cuyo destinatario sea un miembro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en el ejercicio de sus funciones de protección de la seguridad.
  • Hacer o incitar a actos que atenten contra la libertad e indemnidad sexual, o ejecutar actos de exhibición obscena.
  • La proyección de haces de luz, mediante cualquier tipo de dispositivo, sobre miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad para impedir o dificultar el ejercicio de sus funciones.
  • La ocupación de casas y la venta ambulante no autorizada.
  • No denunciar la perdida o el robo de un arma.
  • Las irregularidades en la cumplimentación de los registros previstos en esta Ley con trascendencia para la seguridad ciudadana.
  • No tener la documentación personal legalmente exigida o no denunciar su robo o pérdida.
  • La negligencia en la custodia y conservación de la documentación personal legalmente exigida, considerándose como tal la tercera y posteriores pérdidas o extravíos en el plazo de un año.
  • Negarse a darle la documentación a la Policía.
  • Causar daños a bienes muebles o inmuebles de uso público o privados que estén en la vía pública.
  • Escalar edificios o monumentos sin autorización cuando haya riesgo de que se ocasionen daños.
  • La remoción de vallas, encintados u otros elementos fijos o móviles colocados por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad para delimitar perímetros de seguridad.
  • Dejar sueltos o en condiciones de causar daños animales feroces, así como abandonar animales domésticos en condiciones en que pueda peligrar su vida.
  • El consumo de alcohol en lugares públicos cuando perturbe gravemente la tranquilidad ciudadana. (...)"              (InfoLibre, en Rebelión, 27/03/2015)

27.3.15

Un 'impago desordenado' de la deuda española produciría un colapso global... no nos debería asustar esa opción

"(...) Desde el punto de vista técnico, en gran parte de los países de la Unión Europea el actual nivel de deuda es insostenible tanto para instituciones financieras, como para las empresas, administraciones públicas y familias.

Los préstamos contraídos no han sido eficientes desde el punto de vista económico, es decir, no han producido un resultado positivo que permita el pago de los intereses asociados a los mismos y la devolución del principal.

Cuando ocurre eso, solamente hay una salida y esta obligará a una profunda reestructuración de la deuda que, inevitablemente, debiera conllevar reducciones de la misma. No estamos ante un problema de liquidez puntual[3].

Pero la insostenibilidad técnica del pago de la deuda no es nuestro único argumento. Es la insostenibilidad social de su pago la que tenemos que poner encima de la mesa. Claro que se puede pagar la deuda. Basta con aplicar políticas como las de estos últimos años que subordinan los derechos económicos y sociales de los pueblos a la viabilidad financiera de la deuda.

Tener únicamente en cuenta la capacidad económica de reembolso de la deuda por parte de los países olvida de manera consciente el impacto que dicho pago tiene en los derechos humanos y económicos, sociales y culturales de la gente.

No sólo eso, sino que además la utilización de esa estrategia de “pagar a costa de los que jamás se beneficiaron de las burbujas financieras” no soluciona el problema sistémico del capitalismo.

Creer que las recetas aplicadas por las élites y que han empobrecido a millones de personas, solucionarán el agotamiento del crecimiento y la caída de la tasa de ganancia de unas empresas que compiten por “el último euro” y hasta la extenuación a costa de la clase trabajadora es, cuando menos, ingenuo.

Las políticas fiscales, monetarias y el control del sector financiero no solucionarán el problema del enorme volumen de deuda ya contraída por los agentes económicos. Abordarlo requerirá plantear, además de aspectos relacionados con los plazos de su devolución o las condiciones financieras de los préstamos, un enfoque de reducción de la deuda tanto pública como privada.

Cuando nos situamos ante esta alternativa, las clases dominantes y los economistas a su servicio asustan al pueblo con las consecuencias de una quita de la deuda. Alertan de lo que supondría “la quiebra de la seguridad jurídica” y las consecuencias dramáticas que ello aparejaría y que provocarían un efecto contrario al deseado.

Se considera que los mecanismos legales y económicos para arbitrar las quiebras cuando ocurren en el ámbito empresarial no son extensibles al sector público o las familias.

En definitiva, “las deudas hay que pagarlas” y no hay solución que no pase por encima de dicho axioma. Sin embargo, la experiencia histórica demuestra que no ha sido precisamente esa la práctica utilizada para resolver los problemas de sobre-endeudamiento[4].

Más aún, la adopción tardía de medidas en la dirección de reducir de manera suficiente el importe de las deudas para adecuarlas a la capacidad de pago han tenido consecuencias dramáticas para la estabilidad política Desterremos del imaginario colectivo la idea de que estamos ante obstáculos técnicos insalvables. Todos ellos pueden ser superados si los objetivos perseguidos y la voluntad política varían.

La cuestión no es si habrá o no reestructuración con reducción del monto de la deuda, sino en beneficio de quién se realizarán las operaciones de “restablecimiento de la sostenibilidad de la deuda”. No da igual “cualquier reestructuración o quita de la deuda”[5].

De hecho, reestructuraciones y rescates ha habido a docenas en los últimos años pero en beneficio de las élites financieras. Y saben que la situación actual requerirá abordar los montos de deuda y reducirlas y/o traspasarlas a la esfera pública.

Eso es un mecanismo puramente capitalista. De hecho, el plan de Dragui forma parte de la socialización de la deuda y de unas posibles pérdidas en caso de futuras quitas[6]. Forma parte de una estrategia y deberemos estar muy atentos a la hora de denunciarla.

Aunque hay quienes defienden procesos de “impago desordenado”, hay que tener en cuenta los efectos que esa actuación podría suponer. Es evidente que se desencadenaría un efecto “bola de nieve” de imprevisibles consecuencias desde el punto de vista político. Evidentemente, dado el volumen del endeudamiento del Estado español, se produciría un colapso global.

Aunque no nos asusta esa opción, debemos considerar que las consecuencias podrían no dejar claras las responsabilidades de lo ocurrido y los efectos negativos del mismo podrían no ser evidentes para la población. Por este motivo, la opción política adecuada es realizar un proceso de reestructuración y quitas de deuda mediante la realización de un proceso ordenado." (Marina Albiol, Carlos Sánchez Mato y Alberto Arregui , Economía para críticos e indignados, 20/03/2015)

Austeridad y miedo van de la mano... Desigualdad y autoritarismo van de la mano... el capitalismo dominante se ha apropiado de nuestra libertad

"Austeridad y miedo van de la mano, son inseparables. Las continuas llamadas a la austeridad por parte de quienes la reclaman van más allá de un mero deseo impulsado por el mercado para castigar a los pobres, a las clases trabajadoras o a la clase media.

 Mediante las prerrogativas de clase, utilizando la austeridad, se opta por una forma de hacer política dirigida a desmantelar esferas e instituciones que nutren los valores democráticos y las relaciones sociales, incluida la educación pública y superior.

En realidad no se trataba solo de imponer la austeridad. Conscientemente ansiaban desmantelar el “estado de bienestar”, eliminar prestaciones sociales y promulgar leyes de pobres, suprimir un buen sistema laboral e imponer uno de cuasi-esclavitud. (...)

Las políticas de austeridad encarnan una ideología que produce tanto zonas de abandono como formas de muerte civil y social, a la vez que se infunde a la sociedad una cultura de crecientes dificultades. 

También deja claro que las armas utilizadas para garantizar las prerrogativas de clase no se encuentran sólo en los modos opresivos utilizados por el Estado, sino también en las políticas que causan miseria y sufrimiento en gran parte de la población.  (...)

Desigualdad y autoritarismo van de la mano. Este régimen de creciente desigualdad, que impone enormes limitaciones en las opciones de lo que la gente puede hacer, es la condición previa para un Estado autoritario donde emergen y proliferan las ideologías extremistas, una creciente militarización y una criminalización de todos los aspectos de la vida cotidiana y el comportamiento social.  (...)

El actual Totalitarismo Invertido  “a la Sheldon Wolin” en que se ha convertido el capitalismo dominante, se ha apropiado de nuestra libertad. Para ello nos infunde constantemente temor, miedo, y avanza a través de la destrucción creativa. Se están destruyendo los medios de vida y la dignidad en sus innumerables formas. 

La destrucción creativa armada con el poder mortífero de las medidas de austeridad despiadadas beneficia a la elite financiera y, al mismo tiempo destruye el estado social, mientras fija paralelamente las bases del estado represor. Austeridad y miedo van de la mano; desigualdad y autoritarismo van de la mano. 

Tras la ruptura del consenso keynesiano, gobiernos occidentales y sociedades autoritarias comparten un factor importante, se preocupan cada día más por la consolidación del poder en manos de la élite política, empresarial y financiera. Y lo hacen a costa de la inversión en el futuro de nuestros jóvenes y de la ampliación de los beneficios del contrato social. (...)

Las historias que ahora dominan el paisaje de Europa y América del Norte no tienen nada que ver con ningún proceso reformista. No ha habido ninguna reforma económica en los últimos años tendente a mejorar las condiciones de vida de la ciudadanía, destinada a promover un progreso técnico. Todo lo contrario, los fundamentalistas del mercado, ampliamente infiltrados en las esferas gubernamentales, acabaron imponiendo su dogma.  (...)

Sabemos que el ingrediente más importante para una recuperación económica sostenida es la reforma de los abusos que permitieron una burbuja espectacular, una mala asignación del capital productivo y los efectos negativos de los monopolios y los fraudes financieros en la economía real.

 Una auténtica política reformista exige hacer frente a los monopolios empresariales y financieros. Frente a ello nuestros gobiernos nos sorprenden cada día con nuevos recortes sociales, con nuevas leyes más represivas, con menos libertad"                (Juan Laborda, Vox Populi, 14/01/2015)

Los regalos fiscales de Rajoy a las Mutuas patronales han vaciado la caja de las pensiones... a este paso, en 2017, quebrará

"(...) El Fondo, que aguantó el periodo más duro de la crisis creciendo ininterrumpidamente todos los años desde 12.000 millones en 2003 hasta 66.815 millones de euros a finales de 2011, ha perdido 33.951 en los tres primeros años del Gobierno del PP (esto debe ser lo de sacar a España de la ruina, de lo que tanto habla Rajoy). 

Si a ello sumamos los 5.350 millones que el Ministerio ha usado del Fondo de Prevención de Riesgos Laborales, a este paso ambos Fondos se acaban en 2017.

Si sumamos estos conceptos, más el incremento patrimonial de las Mutuas, descubrimos el déficit de la patrimonial de la Administración Pública de Seguridad Social contenido en los documentos de la Intervención General, y que es mayor incluso de 40.000 millones. No está nada mal. 

 Esperemos todos que Rajoy, en un alarde de sinceridad, tenga la decencia de reconocer que las dos pagas extraordinarias se han pagado a los pensionistas estos tres años con los ahorros que dejó el malvado Zapatero.

 Podríamos pensar que el uso del Fondo de Reserva es una derivada inexorable de la evolución del gasto en pensiones y otras prestaciones del sistema.

No es así.  De hecho, el gasto en prestaciones crecerá, si consideramos fiable la estimación del presupuesto 2015, un 14,1% en estos 4 años (de 2011 a 2015), es decir, el aumento no llegará 15.000 millones de euros.

 El resto, 25.000 millones de euros, han tenido que usarse para compensar los regalos fiscales, en forma de menores cotizaciones y mayores recursos concedidos a las Mutuas patronales, que ha aplicado el Gobierno del PP.

Podríamos decir: Pero antes también disminuyeron los ingresos. Pues no De hecho, en los años más duros de la crisis incluso se incrementaron, a pesar de la caída del empleo: en 2007 las cotizaciones sociales supusieron 103.263 millones euros y en 2011 105.312 millones euros. Pero en el último ejercicio liquidado, 2013, eran 98.210 millones euros.  (...)

En su día, ya advertí (en 2012) que la devaluación de los salarios hundiría la Seguridad Social. No me agrada ser un profeta, pero esto era la crónica de un desastre anunciado. Eso sí, el Partido Popular, como todo el mundo sabe, ha situado en el Gobierno a los mejores gestores, y en caso del Ministerio de Empleo y en la Seguridad Social se ha superado a sí mismo.

Pero vamos a lo que realmente importa. Si conseguimos explicar a la mayoría de pensionistas de que estos señores se han gastado 5.000 euros de cada jubilado y viuda en aumentar la desigualdad social haciendo más ricos a los empresarios, ¿es posible deshacer esta situación?

 Sí, es posible. Y con medidas no especialmente revolucionarias ni agresivas. Es literalmente una vergüenza, y lamento no encontrar otro término, que el Fondo de Reserva mengüe mientras las Reservas de las Mutuas Patronales aumentan

Debería establecerse una regla de proporcionalidad e imputar a cada entidad empresarial la parte que le tocara en esta derrama. Si la incapacidad temporal se está juzgando con dureza, no se entiende porque las partidas de los presupuestos no reflejan la disminución del gasto.

Si las Mutuas siguen obteniendo excedentes de la gestión de la enfermedad profesional y de los accidentes de trabajo, no es comprensible que no acaben en el Fondo de Reserva. (...)

Las cotizaciones sociales no pueden usarse como fórmula para recaudar fondos de formación (el 0,3%), o para permitir que las empresas que realizan su propia formación se ahorren estas cuotas.

Deberían trasladarse estas cotizaciones a las pensiones, que ahora precisan más recursos. Como deberían financiarse las prestaciones no contributivas de desempleo con recursos fiscales, como ahora sucede con las pensiones no contributivas y otras prestaciones similares de la Seguridad Social.

En resumen, si las pensiones son una prioridad, hay que actuar en consecuencia. De no ser así, dentro de tres años la derecha defenderá una nueva bajada de pensiones para cuadrar las cuentas.

 No es tan difícil hacer las cosas bien, si el objetivo es beneficiar a trabajadores y pensionistas, en lugar de hacer más ricos a sus empleadores. Para eso se creó la Seguridad Social. Tristes tiempos estos, en los que hay que luchar por lo que es evidente."             (Octavio Granado, Público, 25/03/2015)

Si Alemania echa del euro a Grecia... se evidenciaría la no irreversibilidad del Euro y aumentaría la fragmentación financiera. ¿Quién será el próximo?

"(...) El riesgo de una salida de Grecia del Euro no ha desaparecido. El mantenimiento de las exigencias del Eurogrupo creará un ambiente de frustración en la población griega, muy mayoritariamente favorable al programa de Syriza, que pondrá en primer plano la pregunta sobre la conveniencia de continuar en la Eurozona.

 La pregunta también aflorará con contundencia en los organismos europeos ya que si los acuerdos no progresan, es imposible que Grecia haga frente a sus compromisos. Pero en esa opción todos pierden. Perdería más Grecia, pero la eurozona dejaría de ser, en la práctica, una Área Monetaria Única para ser una zona con tipos de cambio fijos.

 En una circunstancia de este tipo, se agudizaría la incertidumbre sobre la estabilidad de la eurozona, se pondría de manifiesto la no irreversibilidad del Euro y con ella aumentaría la fragmentación financiera. ¿Quién será el próximo?, se preguntarán mercados e inversores.

 Aparecerían otros problemas de naturaleza geoestratégica y, desde luego, un default de Grecia implicaría la ejecución de avales de los Estados y con ello un grave empeoramiento de las cuentas públicas.

La posición de España en esas negociaciones, que ha reforzado las posiciones más intransigentes puestas sobre la mesa en estas negociaciones provenientes de Alemania, Países Bajos y Finlandia, son contrarias al interés general europeo y en particular al interés de los españoles. Un default de Grecia implicaría la ejecución de los avales y de la pérdida de los préstamos de España a Grecia. 

El Gobierno Español no ha defendido los intereses de los españoles si no sus intereses políticos partidistas: cortar el reguero de pólvora que puede ser incendiado por su adhesión a las políticas de austeridad a ultranza.

Grecia no va a poder pagar nunca su deuda. Esto lo sabemos todos los economistas y lo sabe el Eurogrupo, pero ¿cómo es posible que ni los economistas que lo dicen, ni el Eurogrupo, como contraparte negociadora en Bruselas, no extraigan las conclusiones adecuadas de esa constatación? En realidad, en la gestión de la deuda pública, la refinanciación de la deuda viva juega un papel mucho más activo que su amortización neta.

 Podríamos llegar a decir -entiéndase el sentido de esta aseveración- que las deudas no se pagan, se refinancian. ¿Qué diferencia tiene esto con las propuestas del Gobierno Griego que de su deuda ofrece hacer -hasta que Grecia pueda, naturalmente, volver a los mercados- una deuda perpetua que vaya disminuyendo a un ritmo compatible con el crecimiento de su PIB nominal?  (...)"                          (Jorge Fabra Utray, Economistas Frente a la Crisis,18/03/2015)

Rajoy culmina su hachazo a las libertades de los ciudadanos: “¿Ley Mordaza? La gente podrá manifestarse libremente a favor de Franco y contra el matrimonio gay…”


A partir de mañana sólo habrán dos delincuentes en esta foto. El manifestante y el fotógrafo.   ,   Gobierno de España 
 JovenCatólica
 
Aunque los rojos la llamen no es así. La gente podrá manifestarse libremente a favor de Franco y contra el matrimonio gay.


Anacleto Panceto


El PP antes nos robaba, pero ya no. Ya no podemos decirlo.

   gerardo tecé
 
Gracias a la aprobación hoy de la Ley de Seguridad Ciudadana, los ciudadanos estarán seguros de que es mejor estar callados.

(Trending Topic, Público, 26/03/2015)

El Gobierno griego prohíbe los desahucios de primeras viviendas

"En Grecia, el Gobierno de Alexis Tsipras comienza a aplicar la prohibición de desahucios de primeras viviendas con el fin de proteger a las familias trabajadoras que, debido al desempleo y la precariedad laboral generada por las recetas neoliberales, no pueden pagar los préstamos a los bancos.

La prohibición de desahucios de primeras viviendas que prevé el proyecto de ley que ha presentado el Gobierno al Parlamento, es una de las medidas de la política social que había prometido tomar Alexis Tsipras antes de las elecciones.

El proyecto de ley prevé que se congelen todos los desahucios de primeras viviendas cuyo valor no supere los 300.000 euros. Para que alguien pueda ser incluido en esta nueva normativa, su fortuna total no debe superar los 500.000 euros.

A causa de las políticas capitalistas, que han desatado altos índices de desempleo, precariedad laboral y una creciente pobreza, en Grecia son miles los trabajadores y trabajadoras que se ven amenazados de desahucio por parte de la banca privada. (...)"    (LibreRed, 25/03/2015)

Caja Laboral, obligada a devolver 21.400 euros a una mujer de ochenta años a la que vendió aportaciones subordinadas de Fagor

"El Juzgado de Primera Instancia Nº8 de San Sebastián acaba de dictar una sentencia, a la que ha tenido acceso íntegro La Tribuna del País Vasco, por la que condena a Caja Laboral a devolver 21.400 euros a una mujer de ochenta años a la que, “ocultando información”, había vendido este capital en aportaciones financieras subordinadas de Fagor. 

El dictamen judicial también condena a la entidad financiera del Grupo Mondragón a hacerse cargo de las costas del proceso.

La sentencia, larga y detalladamente argumentada, explica que la información facilitada por Caja Laboral a la compradora de las aportaciones financieras subordinadas fue “deficiente o incompleta”, lo que ha de considerarse como “una ocultación dolosa determinante de un error invalidante del consentimiento”.
Las conclusiones del Juzgado Nº8 de San Sebastián son rotundas en lo que hace referencia a la falta de información proporcionada por los gestores de Caja Laboral: “La entidad financiera no alerta sobre las importantes consecuencias económicas adversas que puede tener este producto financiero”. 
De hecho, el fallo añade que estas posibles consecuencias negativas de las aportaciones financieras subordinadas de Fagor “se ocultaban o se diluían bajo el eufemismo de que podían no existir beneficios para el cliente”.
Por todo esto, el Juzgado donostiarra, que explica que en este caso se dan “todos y cada uno de los requisitos exigidos por la jurisprudencia para la existencia de un error invalidante”, anula el contrato de compra de las aportaciones y condena a Caja Laboral a devolver 21.400 euros a la demandante. (...)”.          (Euskadi Información Global, 26/03/2015)

26.3.15

El rescate griego y español fue también el rescate de la banca centroeuropea, fundamentalmente alemana y francesa

"(...) De hecho, no nos engañemos, el segundo rescate en 2012 de Grecia fue realmente un rescate a los acreedores privados de la banca griega recapitalizada por el Estado Griego que obtuvo los fondos de préstamos del Fondo de Rescate Europeo. 

De esta forma el Estado Griego, además de sustituir en esa posición deudora a la banca griega, pasó a convertirse en deudor de las instituciones públicas europeas e internacionales que sustituyeron, a su vez, a los acreedores privados financieros.

Por consiguiente, un rescate que al final lo fue también de la banca centroeuropea, fundamentalmente alemana y francesa, acreedora de la banca griega cuya posición acreedora fue sustituida por los contribuyentes de la zona euro representados en los fondos de rescate europeos.

 Pero de ese rescate muy pocos fondos llegaron a los griegos. Por diferentes vías, su recorrido acabó en los bancos franceses, alemanes y otros que pudieron diluir así su exposición a la banca griega. 

Un ejemplo de socialización de las pérdidas privadas. Hasta tal extremo esto es cierto, que sólo el 5% de los fondos que han rescatado a Grecia, han sido destinados a cubrir las necesidades financieras del Estado Griego. (15.000 M€ aproximadamente, que son la suma de los déficits primarios públicos del Estado Griego entre 2010 y 2014).

Pero es que algo parecido pasó con el rescate de la banca española. Los activos tóxicos de nuestro sistema financiero fueron principalmente los derivados del pinchazo de la burbuja inmobiliaria.

 Fue el exceso de ahorro alemán y su colocación en las emisiones de las entidades financieras españolas, parte del aire que se insufló e infló nuestra burbuja. Pero el pinchazo sólo ha caído sobre los contribuyentes españoles.

En un mundo globalizado –ciñámonos ahora a la Unión Europea- es evidente la corresponsabilidad en los excesos. Sin el ahorro alemán, los ahorradores españoles no hubieran generado por sí mismos depósitos bancarios suficientes para financiar la construcción, entre 1997 y 2007, de más de cinco millones de viviendas, algunos años más de 500.000, tantas como en el resto de Europa. 

No se preguntaron entonces los financiadores alemanes de los bancos españoles donde acababa posándose el dinero que ellos colocaban en las entidades financieras españolas.

 En estos negocios donde los excesos, por falta de supervisión y de regulación suficiente, acaban en quiebra, tan partícipes de esta situación son los prestatarios irresponsables como los prestamistas informados. 

De aquí que la izquierda europea plantee la necesidad de que la Europa del Euro mutualice el riesgo, al menos a partir del 60% de la deuda sobre el PIB a través de la emisión de Eurobonos, medida a la que Alemania continua oponiéndose. (...)"            (Jorge Fabra Utray, Economistas Frente a la Crisis,18/03/2015)

¿Cómo Grecia podría salir del euro? Una detallada descripción...

"(...) Quiero dejarlo claro, y esta es una buena ocasión para hacerlo, y decir lo siguiente: la solución obvia para Grecia en este momento, cuando lo miro como economista político, la solución óptima sería una salida negociada del euro. 

No necesariamente una salida conflictiva, sino una salida negociada. Creo que Grecia tendría una oportunidad razonable si fuera a las negociaciones preparada para luchar y aceptar una salida negociada. Podría ser por un periodo limitado de tiempo, si el pueblo griego lo aceptara así más fácilmente.

Salida negociada –negociada en el sentido de que la otra parte aceptara una profunda reducción de la deuda que sería el precio que tendría que pagar la unión monetaria- un 50% de reducción. Y, algo crucial, la salida estaría protegida en el sentido de que el Banco Central Europeo (BCE) se comprometiera a que la devaluación de la nueva moneda no sería superior al 20% y que los bancos sobrevivirían.

Ambas medidas –protección del tipo de cambio y protección a los bancos- tienen un coste próximo a cero. No es como si a la unión monetaria se le pidiera asignar fondos o cargar con un alto coste. Significaría mucho para Grecia y no le costaría gran cosa a la unión monetaria. El único coste para la unión monetaria sería la reducción de la deuda. 

En ese contexto, creo que hay razones para pensar que la unión monetaria podría aceptarlo, ya que significaría ponerle fin al problema griego. Para mí, esa es la solución óptima ahora mismo porque una salida no negociada sería más problemática. Sin embargo, si fuera necesario, incluso una salida no negociada es mejor que continuar con el programa actual.

-Sobre la cuestión de una salida negociada: hay gente que dice que el ministro alemán de finanzas, Wolfgang Schäuble, está a favor de ella y que sólo le detiene la canciller alemana, Angela Merkel. El que aceptara la otra parte del acuerdo es obviamente discutible. ¿Cómo lo ve usted?

-Consta que Schäuble, al menos según los ministros griegos, ofreció a los griegos una salida con apoyos ya en el año 2011. Puedo imaginar, desde la perspectiva de la estructura de poder alemana, que puedan estar tentados por esta idea, y lo veo como un objetivo por el que vale la pena que luche el gobierno de izquierdas griego, por razones obvias.

Realmente no sé si hay divisiones dentro del “establishment” alemán, porque no entiendo los detalles del debate político alemán. Pero el argumento puede ser tan convincente a nivel general que soy razonablemente optimista.

Si la parte griega luchara por ello, y diera muestras de que desea aceptarlo, creo que se podría alcanzar un acuerdo interesante para los trabajadores griegos también, no sólo para la élite griega, porque se evitarían las dificultades de una salida conflictiva.

Ciertamente es algo por lo que vale la pena luchar. Y diría que es algo para lo que el gobierno griego se está preparando. Pero, repito, si resulta imposible, incluso una salida disputada, no negociada, es mejor que una continuación del programa actual.

-Asumamos que no es posible. Como dijo, tanto objetiva como subjetivamente –a la hora de enfrentarse al pánico que generaría ¿sería el inmediato control de capitales la primera mediada a desarrollar presumiblemente?

-Démosle la vuelta al argumento. Fijémonos en una salida no negociada. Si eso se diera, lo primero que ocurriría de manera inmediata sería el impago (“default”) de la deuda. Si Grecia no pagara su deuda, se abriría un proceso de negociación o reestructura de la deuda (porque la suspensión de pagos no significa que la deuda desaparezca, sencillamente te niegas a pagar).

Si no es dentro de los confines de la unión monetaria, será mucha más fácil una reestructuración. Mucho, mucho más fácil. El FMI, por ejemplo, sabe que la deuda tiene que ser reestructurada. Las fuerzas reales que impiden la reestructuración en Grecia son la UE y la unión monetaria. Por tanto, la reestructuración de la deuda debería ser más fácil y realizable si Grecia saliera (del euro). Eso es lo primero. La deuda puede esperar. Grecia entrará en suspensión de pagos, la deuda esperará, puede esperar.

Los problemas reales serían entonces los problemas inmediatos. Los problemas inmediatos requerirán de una serie de acciones inmediatas. Sabemos cuáles son basándonos en la experiencia chipriota, donde la UE las impuso. Anticipando muchas de sus preguntas, sabemos que la UE permite el control de capitales y ella misma los impone cuando tiene que hacerlo.

Así que el gobierno tendría que imponer controles de capital inmediatamente y tendría que imponer controles bancarios inmediatamente. Se da por sobreentendido. Tendría que hacer lo que la UE hizo en el caso de Chipre. Ahora bien, cuánto tiempo tienen que durar estos controles y cómo serán es una cuestión que depende de cómo se desarrolle la situación. Desde luego que durará un periodo de tiempo significativo. Y tendrá que mantenerse alguna forma de control de capitales.

Los controles bancarios, asumiendo que la situación se regulariza en un periodo razonable de tiempo, pueden empezar a levantarse después de unos meses. Pero estas dos medidas son de carácter inmediato, son medidas fundamentales que tendrán que ser tomadas inmediatamente.

Luego vendrá el asunto de la redenominación de todo a la nueva moneda. Eso generará ingentes cuestiones legales –necesitaremos una legión de abogados- porque la forma más fácil de llevar a cabo esta redenominación es básicamente uno a uno.

La redenominación dependerá de la ley aplicable a los contratos objeto de estudio. Si la ley aplicable es una ley extranjera, será problemático. Estos contratos tendrán que ser aparcados en alguna cuenta especial y tendrán que ser tratados en un periodo de tiempo. Los que estén sujetos a la ley griega, en general, tendrán que ser redenominados inmediatamente.

La redenominación crearía un problema a los bancos y obviamente sería necesaria una inmediata nacionalización de la banca. La nacionalización de la banca es claramente un paso vital para la economía griega ahora mismo porque el sistema bancario privado, o el sistema bancario en general, ha fracasado. Así que no estamos planteando nada particularmente traumático.

Luego el estado tendrá que intervenir una vez nacionalizados los bancos y redenominar sus balances para reestructurarlos. Se requiere una reorganización de los bancos para ver cuáles permanecen y en qué términos. Ese es un proceso que llevarán algún tiempo y que no será fácil. (...)

-¿Ve usted esta nacionalización como un proceso puro de arriba abajo o como algo que conllevaría un cierto grado de control popular?

-Por supuesto que con más control popular y la participación de los trabajadores. Los sindicatos de los empleados de banca son muy activos y quieren contribuir positivamente a lo que está ocurriendo. Tendrían un papel en la dirección y reorganización de los nuevos bancos, claro. No es sólo una cosa de arriba abajo.

Pero una cosa de arriba abajo es necesaria. Tendremos que nombrar un comisario público para el sistema bancario, tendremos que cambiar la gestión inmediatamente y luego comenzar el proceso de reestructuración de los bancos para crear, por fin, algunos bancos sanos. El empleo y la producción aumentarán.

Lo siguiente sería, desde luego, lo más difícil en algunos sentidos, la cosa más compleja: tratar con mercados concretos y con el impacto de la salida en esos mercados. Estamos hablando de tres mercados claves: energía, que significa básicamente petróleo, comida y medicinas.

La situación de Grecia a este respecto es mucho mejor de lo que lo era en 2010 porque el país ha contrarrestado en buena medida los desequilibrios. Es más capaz de asegurar las importaciones que en 2010. Aun así, será necesaria una intervención activa en estas tres áreas para asegurarse de que las necesidades tienen prioridad, que la gente que necesita medicinas y comida lo obtenga como cosa prioritaria.

Esto no es tan difícil como alguna gente quiere hacer creer. No será un periodo agradable, pero es no es suficiente. No basta con decir que la salida no puede hacerse. A largo plazo, el coste de unos meses de dificultades no significa nada. Si se planifica, el coste puede ser reducido de manera significativa.

-Estamos hablando de racionamiento ¿verdad?

-Sí, estamos hablando de un proceso de racionamiento.

-¿Y cuentas con la burocracia griega para llevarlo a cabo de una manera equitativa y eficiente?

-Desgraciadamente, sí. Pero si usted me da otra opción yo la asumiré. No sólo eso, es que tenemos cuatro meses. En esos cuatro meses podemos adoptar todo tipo de acciones para prepararlo. 

Déjeme decirle un par de cosas. Grecia está en medio de una crisis humanitaria. Ya hay racionamiento en el país, sólo que depende del poder adquisitivo. Buena parte de la población no tiene lo suficiente para comer, los que dependen de los donativos y de las denominadas tiendas sociales – es decir, lugares donde se puede adquirir comida a precios bajos.

Sí, estos son mecanismos de racionamiento que ya existen. Y hacer frente a la crisis humanitaria ahora mismo aportaría más capacidad en este sentido. Ya estamos poniendo en marcha mecanismos que pueden enfrentarse a estos problemas de escasez de suministros. Así que no debería ser tan difícil como lo habría sido en 2010.

-¿No tendría que haber un importante grado de control popular para evitar el clientelismo y la corrupción?

-Como siempre. Y eso es algo que Syriza puede y debe hacer. Eso es lo que un gobierno de izquierdas puede y debe hacer. Para eso está.

Respecto a las medicinas, Grecia exporta medicinas. Tiene una capacidad importante de producir medicinas. El problema no es tan serio como la gente cree. Y también tiene una gran capacidad para producir energía. Está muy cerca de ser auto-suficiente. Las carencias se darán en el transporte, donde será necesario el racionamiento. 

Racionamiento es lo que estamos viviendo en este momento, sólo que es un racionamiento que afecta dependiendo del poder adquisitivo. Mucha gente no utiliza sus vehículos porque no pueden permitírselo. En este sentido, las cosas no iban a cambiar para una gran cantidad de personas.

-¿Qué importancia tiene en este proceso el forjar alianzas alternativas con países como Rusia, Venezuela, China, Irán?

-Absolutamente crucial. Y hay razones para contar con respuestas positivas de estos países. Si Grecia es forzada a llegar a ello. (...)

-En el libro también habla usted del papel del euro como moneda mundial, una de las principales monedas mundiales. ¿Cómo cree que la Grexit (salida de Grecia de la eurozona) le afectaría a eso?

-Le perjudicaría. Ese es el problema real desde la perspectiva de quienes dirigen la unión monetaria, y también preocupa en USA. No hay una lucha entre USA y Europa, que es lo que algunos argumentan haciendo una lectura marxista simplista. Es una relación simbiótica, de conflicto, pero también de apoyo mutuo.

El papel del euro también se vería afectado si eso ocurriera; habría pérdida de confianza en él, tal vez algunas fugas, acompañado de una inestabilidad financiera que de rebote también afectaría a Estados Unidos – al dólar- y a los contratos financieros en dólares. Y eso es algo que Estados Unidos no quiere. 

Desde una perspectiva de izquierdas, eso no es un problema. No es asunto nuestro rescatar al euro o al dólar en cuanto moneda mundial. Hay otra gente completamente dedicada a eso. Nosotros tenemos un objetivo diferente. (...)"              (Entrevista al diputado griego Costas Lapavitsas, Sebastian Budgen/Costas Lapavitsas , Jacobin, en Rebelión, 26/03/2015)